Review:”How to Get Away With Murder” 03×11 “Go Cry Somewhere Else”

La serie vuelve esta semana para ofrecernos un capítulo muy interesante. Si bien el ritmo del mismo no llega a despegar y alcanzar esas velocidades frenéticas de fin de temporada, la tensión y sensación de Apocalipsis jurídica inminente se hace presente, y asistimos a un par de muy buenas actuaciones. Todo esto en el marco de un segundo capítulo desde el receso de invierno, lo cual es valorable.

Se hace evidente, como sospechábamos, que Frank no mató a Wes. Su confesión es claramente una forma de tratar de congraciarse con Annalise. Otra persona que se sigue sintiendo en deuda con Mrs Keating es Bonnie. Tras no poderla sacar en libertad bajo fianza, se encuentra desesperada, buscando cualquier medio para liberar a su jefa de la cárcel. Sin embargo, fracasa.

capture[57472].jpg

Vemos aquí la alta Annalise-dependencia del equipo de trabajo. Todo iba de maravillas mientras ella trabajaba y llegaba para salvar el día, pero cuando es ella la persona en situación de debilidad, necesitada de ayuda, el equipo es ineficiente y no logra sus objetivos. A esto se le suma el cada vez menor sentimiento de pertenencia al grupo por parte de Connor, quien sigue queriendo entregarse a la policía y acabar con todas las mentiras.

Asistimos, también, a la lucha más digna y menos hipócrita de la serie: la de una pareja (o ex pareja) que se sigue amando, pero que la atrocidad de los hechos que la atraviesan la atormenta al punto de que no saben qué es mejor: seguir juntos o no. Connor y Oliver terminan unidos en un abrazo.

Las notas de humor en un capítulo cargado de sentimiento de fin y perdición (del cual, por cierto, no nos quejamos: amamos la sensación de que todo va a estallar en cualquier momento) las pone Asher, por lejos el personaje más cómico de la serie. Su capacidad para mantener esa cuota de humor en situaciones tan dramáticas es valorable, y la alternancia que logra la serie entre seriedad y risa es eficiente.

Queda claro entonces que los chicos no la están pasando nada bien. Sienten (y tienen pruebas suficientes para ello) que todos sus secretos, todos los muertos enterrados bajo la alfombra, pueden salir a la luz en cualquier momento y explotarles como bombas en la cara. Quizás esto sea lo único que, en definitiva, los mantiene unidos. Como diría Borges: “No nos une el amor sino el espanto”.

xghyLIxlOtpfgac4Yt5YRoAGfhZ.jpg

Sin embargo, quien se lleva la peor parte es Annalise. Dentro de la cárcel, es víctima de abusos y de una convivencia para nada agradable. Fuera de ella, la fiscalía avanza con un paso arrollador para tratar de acusarla de múltiples homicidios. Y en su casa, Bonnie y los chicos parecen más inexpertos que nunca.

htgawm-03x11-748x421

Eso es todo, para un capítulo muy interesante y que nos mantuvo pegados a la pantalla. No por haber estado cargado de una tensión incontrolable, sino porque su mismo desarrollo se volvió llevadero y disfrutable.

 

Anuncios


Categorías:Reviews, Series

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: